Salud dental y tabaquismo mareque 24 Ago 2020

Por:Clínica Mareque

Salud dental y tabaquismo ¿cómo afecta el tabaco a los dientes?. El tabaquismo es uno de los hábitos más perjudiciales para la salud general y dentro de sus numerosos peligros muchos afectan a la salud bucal. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el tabaquismo es un factor de riesgo clave para la aparición de enfermedades bucales. Fumar deteriora notablemente el estado de los dientes y de la cavidad oral. 

La boca es la vía de entrada del humo del tabaco hacia el organismo, por lo que los dientes y las encías son víctimas directas de este hábito. Los problemas más frecuentes y visibles son la reducción de los sentidos del gusto y del olfato, el mal aliento y el cambio de color de las piezas dentales.

Asimismo, fumar puede provocar problemas más graves como el cáncer bucal y faríngeo. Se estima que en torno de un 80% de los casos de cáncer oral son causados por el tabaco.

Además, entre los efectos dañinos que esta sustancia tiene sobre la salud bucal también se encuentran la enfermedad de las encías, como la periodontitis; la aparición de infecciones bucales y la alteración de la placa bacteriana.

Consejos de salud bucodental para pacientes fumadores

-Cepillarse adecuadamente: lo normal es cepillarse tres veces al día, pero si se fuma es bueno mantener una mayor frecuencia y hay que tener especial énfasis en el cuidado de la lengua y su cepillado, ya que es una de las partes de la boca que se ve más afectada por el cigarrillo. El tabaco afecta al paladar y altera el sentido del gusto.

-Hilo dental: el cuidado bucal con hilo dental es esencial para una buena salud, dado que llega a zonas donde no alcanza el simple cepillado. El fumador es más propenso a sufrir enfermedades periodontales, por lo que el hilo dental ayudará a remover la placa bacteriana alojada entre los dientes.

-Enjuague bucal: gracias al flúor que contiene permite reforzar y cuidar el esmalte de los dientes. Es bueno utilizarlo por lo menos dos veces al día para combatir el mal aliento que produce el tabaco.

-Consumir chicle: masticar chicles sin azúcar favorece el flujo salival, lo que evita la resequedad en la boca.

-Visitar al dentista:  acudir al odontólogo con regularidad previene el desarrollo de enfermedades en las encías y de la boca en general.

-Dejar el tabaco: el mejor consejo siempre será el dejar de fumar.

Salud dental y tabaquismo. Clínica odontológica Mareque, dentista en Pontevedra, pide cita.